¿Cómo mantener una correcta higiene bucodental?

Higiene dental

Mantener una boca sana y cuidada es posible. Aquí te dejamos una relación de consejos sencillos pero eficaces que te ayudaran a mantener una buena salud dental y así, lucir la mejor de tus sonrisas.

 

Principalmente, cepillar tus dientes tres veces al día es un hábito saludable y muy importante.

Lo ideal es cepillar los dientes después de cada comida, así evitarás que se acumule placa en tu dentadura y la aparición de caries, entre otros. Además gozarás de una encía mucho más fuerte.

Pero, ¿qué pasa con el cepillo de dientes?

Es muy importante lavar bien el cepillo después de su uso, con agua, bajo el grifo. Para secarlo, lo sacudimos con fuerza y lo guardamos en posición vertical. Si en casa sois varios, usad un vaso con orificios para colocar los cepillos para que no estén en contacto entre sí.
Lo ideal es cambiar el cepillo cada 3 meses, antes si se ha deteriorado o si has estado enfermo.

¿Manual o eléctrico?

Los cepillos manuales tienen un cabezal de tamaño medio y un mango fácil de agarrar, adaptado a la forma de nuestra mano. Con este tipo de cepillos aprendemos a cepillar los dientes de forma correcta pues notamos la fuerza que ejercemos sobre el diente, la inclinación y las zonas donde limpiamos.

Por otro lado, los cepillos eléctricos cuentan con un cabezal más pequeño y el mango suele ser más ancho y difícil de agarrar debido a que suelen almacenar la batería en este lugar. Muchos de ellos disponen de sensores de presión que nos ayudan a controlar la fuerza que aplicamos sobre los dientes. Además, este tipo de cepillos dentales realizan movimientos más completos que ayudan a limpiar en profundidad.

Entonces, ¿Con qué tipo de cepillo me quedo?

Nuestra recomendación es que pruebes ambos tipos y decidas cual se adapta mejor a tus necesidades. Siempre puedes acudir a nosotros y preguntar qué tipo es el adecuado para ti, te asesoraremos teniendo en cuenta tus condiciones particulares para que la elección sea mucho más precisa.

A continuación, te dejamos dos videos sobre como cepillar de forma correcta los dientes con ambos tipos de cepillo dental.

Consejos higiene bucodental

Además de un correcto cepillado, puedes hacerte con otros instrumentos para conseguir una correcta higiene bucodental.

En primer lugar, hablamos del IRRIGADOR BUCAL.

Se trata de un aparato que proyecta un chorro de agua a presión. Gracias a ello, podemos limpiar las zonas de difícil acceso donde el cepillo no llega correctamente. Este chorro de agua arrastra la placa bacteriana dejando unos dientes y una encía limpios y frescos.

En segundo lugar, ENJUAGUE BUCAL.

Después del cepillado, utilizar un poco de enjuague bucal nos puede ayudar a reducir el volumen de placa bacteriana, evitando así infecciones bucales. Es más, su uso nos proporciona una sensación limpia y fresca en la boca durante horas.

En tercer lugar, SEDA DENTAL.

Es importante usar hilo dental porque nos ayuda a prevenir la formación de caries interdentales. Además, elimina la placa bacteriana que puede quedarse entre los dientes tras el cepillado.
Pero, ¿Sabes cómo usar la seda dental? A continuación te dejamos un vídeo con unos sencillos pasos.

 

 

Otras recomendaciones

Si queremos tener una boca sana, una encía fuerte y una sonrisa bonita es esencial que sigamos estas recomendaciones, pues nos van a ayudar a obtener la sonrisa que queremos.

Cuida tu alimentación.

Tenemos que mantenernos hidratados, esto es importante para nuestra salud en general.
Si bebemos agua con frecuencia, además mantendremos una correcta higiene bucodental porque beber agua dificulta la acumulación de placa dental, ayudar a generar saliva (que es fundamental para prevenir la caries) y limpia los restos de comida que pueda haber entre los dientes.
Por supuesto, mantener una dieta saludable y no abusar de los alimentos azucarados es fundamental.

Cabe destacar que es de gran ayuda no fumar.

Las personas fumadoras tienen mayor número de bacterias en la boca, lo que no ayuda a mantener a raya la placa y la caries.
Además causa mal aliento y una mala salud bucodental. Finalmente, destacamos que fumar no suele ser compatible con los implantes dentales y puede ser causa de diversas enfermedades.

Por último, y no por ello menos importante, te recomendamos visitar al dentista una vez al año.

De esta forma podremos prevenir la aparición de enfermedades graves, que la caries llegue al nervio del diente o realizar una limpieza bucal cuando sea necesaria.

 

 

Finalmente, si necesitas más información no dudes en ponerte en contacto con nosotros. Realizaremos un estudio exhaustivo sin compromiso.
¿Conoces nuestras redes sociales? ¡Síguenos en Facebook!

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies